Voces

Kirsta
Por AquaVioleta


Sigo atrapada,
me tiemblan los brazos.
Siento cadenas de hormigas
bajo la piel
como agujas desesperadas.
Mantente en silencio,
dijeron.
Y me converti en babosa
al cerrar los ojos.
A mi alrededor las voces crecieron
en desesperanza.
Siniestras gargantas llenas de odio
que me enloquecen.
No puedo más.
Necesito cruzar el muro de piedras
antes de convertirme en sombra.
No puedo.
Mientras espero
el vacío crece,
inexorable, terco, constante.
No tengo lucidez para seguir
y estoy cansada de callar.



Comentarios

Miguel dijo…
Aqua!

Primero que nada festejo ser el primero en comentar...

Luego, celebro que estes regresando a la actividad creativa, sobre todo con cosas tan buenas. Este poema me gusto, tiene un sentimiento que estoy tratando de describir. Y bueno, que te puedo decir del dibujo, es uno de los que mas me ha gustado.

Saludos desde un frio Mexico!

Miguel
Aqua dijo…
ey, Miguel!
de nuevo: bienvenido al predio!
este poema contiene un toque de la desesperanza que a veces me inunda pero que trato de hervir hasta evaporarla por completo.
el dibujo lo hice este finde, viste que lindo?
aunque voy a retocarlo un poquitín porque el título interno no se lee, pero bueh! son cosas que pasan.
me contento de seguir contándote como visitante del castillo.
ya ves... voy sacudiendo, de a poco, el polvo de los rincones, porque, como sé que bien sabes, llevar un blog amerita mucho tiempo y dedicación si quieres hacerlo bien. en estos últimos días no había tenido mucho para dedicarle. no es que tenga mucho tiempo justo ahora, pero ahí voy, saco tiempo mágico de un sombrero mágico.
besitos, amiguísimo!!
Diego Niño dijo…
Deseo cruzar el cerco de silencio que ciñe la melancolía de tus palabras, pero la emoción lo encadena en la elipsis reflexiva del observador…

Hermoso dibujo. Al igual que Miguel es uno de mis preferidos.

Un abrazo desde la fría y lluviosa Bogotá

Entradas populares